Precauciones adicionales que tomaremos en respuesta al coronavirus
Mientras continúan las actualizaciones sobre el impacto del coronavirus, queremos tomarnos un momento para informarle sobre nuestra decisión de implementar medidas preventivas más estrictas en el Hospital San Juan Capestrano con el fin de mantener a salvo a nuestros pacientes/clientes/invitados, sus familias y nuestros empleados. Todos los esfuerzos están guiados por y en cumplimiento de las recomendaciones distribuidas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Tenga en cuenta que, por la seguridad de nuestros pacientes, de sus familias y de nuestro personal, ya no se permiten visitas en el Hospital San Juan Capestrano.

  • Esta restricción ha sido implementada de conformidad con las regulaciones corporativas y estatales vigentes para reducir aún más los riesgos asociados con el COVID-19.
  • Por ahora se están investigando métodos alternativos de comunicación, incluyendo la telesalud, que se podrán ofrecer cuando se considere clínicamente apropiado.

Para información específica relacionada con estos cambios y limitaciones, por favor contáctenos directamente.

Monitoreamos las actualizaciones de los CDC constantemente para garantizar que todas las pautas que seguimos sean con base en la información más reciente.

  • Todo el personal ha recibido capacitación en prevención y control de infecciones.
  • Se han brindado pautas exhaustivas de desinfección e higiene.
  • Los suministros para el cuidado del paciente, como mascarillas y desinfectante para manos, están siendo monitoreados y utilizados.
  • Se han revisado los contratos de servicios de limpieza para obtener ayuda adicional.
  • Los artículos del equipo de protección personal se revisan periódicamente para garantizar que su almacenamiento sea adecuado y seguro.
  • Se han mejorado los protocolos de detección.
  • Los carteles informativos de los CDC están exhibidos para proporcionar recordatorios importantes sobre los procedimientos adecuados de prevención de infecciones.
  • Hemos establecido una comunicación permanente con nuestro departamento de salud local para recibir importantes actualizaciones específicas para esta comunidad.

La seguridad de nuestros pacientes, sus familias y nuestros empleados es nuestra principal prioridad, y seguiremos firmes en nuestros esfuerzos para reducir cualquier riesgo asociado al COVID-19.

Los CDC han emitido una lista de consejos fáciles que pueden ayudar a prevenir la propagación del coronavirus.

  • Evite el contacto cercano con personas que estén enfermas.
  • Cubra su tos o estornudos con un pañuelo desechable y luego tírelo inmediatamente.
  • Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca.
  • Limpie y desinfecte los objetos y las superficies que tocan con frecuencia.
  • Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón durante al menos 20 segundos.
  • Si está enfermo, quédese en casa, a menos que necesite recibir atención médica.

Para información detallada sobre el COVID-19, visite https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/index.html

Signos y Síntomas de la Autolesión

Podemos ayudar a que tanto adolescentes como adultos se recuperen de sus condiciones emocionales, psiquiátricas o adictivas, brindándoles la confianza que necesitan para tener un futuro con esperanza.

Entender la Autolesivas

Cuando una persona se lesiona deliberadamente a sí misma, a esto se le conoce como una conducta autolesiva. Estos comportamientos también se conocen como automutilación o autoagresión y pueden incluir acciones tales como cortarse, quemarse, morderse, arañarse, lastimarse la piel, arrancarse el cabello o romperse los huesos deliberadamente, entre otros. Para muchas personas puede resultar difícil comprender por qué alguien querría lesionarse intencionalmente a sí mismo, pero para estos individuos la conducta tiene un propósito muy preciso. Es probable que estos individuos estén sufriendo de algún tipo de trastorno o angustia emocional sobre la cual sienten que no tienen un sentido de control. El acto de lesionarse a sí mismos les permite definir una causa física para su dolor y les provee el control que necesitan sobre las emociones negativas que están experimentando. Sin embargo, este falso sentido de control desaparece rápidamente, ocasionando que los individuos manifiesten un patrón cíclico de conductas autolesivas devastadoras. Por este motivo, entre otros, es imperativo que tales conductas sean atendidas con el tratamiento adecuado, de manera que el individuo pueda comenzar a confrontar los motivos subyacentes que las originaron, además de desarrollar las herramientas necesarias para lidiar con las emociones negativas.

Causas y Factores de Riesgo de la Autolesivas

Los especialistas en salud mental han concluido que existen diversos factores que contribuyen conjuntamente a la aparición de las conductas autolesivas. A continuación se describen brevemente dichos factores:

Factores genéticos: En la gran mayoría de los casos, la presencia de las conductas autolesivas indica la existencia de un padecimiento de salud mental. Esto significa que, aunque una conducta autolesiva en sí no es hereditaria, las enfermedades mentales de las cuales puede ser sintomática pudieran heredarse de los miembros de la familia. Esto es especialmente cierto en el caso de las personas que tienen parientes biológicos con enfermedades tales como el trastorno bipolar, la depresión o la ansiedad, ya que enfrentan un mayor riesgo de heredar la falta de control sobre sus impulsos que eventualmente pudiera conllevar a la participación en patrones de conducta destructivos.

Factores físicos: El cerebro está compuesto de neurotransmisores, mismos que son unas sustancias químicas responsables de regular adecuadamente las emociones de una persona. Cuando ocurre un desequilibrio en estos químicos, esto puede resultar en una mayor susceptibilidad de desarrollar una enfermedad mental, de la cual la conducta autolesiva pudiera ser un síntoma.

Factores ambientales: Ciertos factores ambientales pueden jugar un papel fundamental en la aparición de las conductas autolesivas. Cuando los individuos se exponen a entornos de mucho estrés o caos sobre los cuales no tienen control, aumenta el riesgo de presentar las primeras conductas autolesivas. En parte, esto se debe al hecho de que el acto de la automutilación es algo que los individuos sienten que pueden controlar. Además, las personas que han sido víctimas de cualquier tipo de abuso pueden recurrir a las conductas autolesivas como un medio para lidiar con su situación, ya que dichas personas tienen el control del dolor que sienten, en vez de que otra persona les cause el dolor. Adicionalmente, este tipo de conductas pueden presentarse cuando los individuos experimentan diversos tipos de angustia emocional y no cuentan con un sistema de apoyo adecuado.

Factores de Riesgo:

  • Antecedentes personales de enfermedades mentales
  • Antecedentes familiares de enfermedades mentales
  • Ser víctima de abuso y/o abandono
  • Experimentar un trauma
  • Falta de control sobre los impulsos
  • Carencia de habilidades eficaces para afrontar los problemas
  • La muerte de un ser querido
  • Tener amigos que participen en conductas similares y fomenten tales actos
  • Contar con un sistema de apoyo inadecuado

Indicios y Síntomas de la Autolesivas

Debido a que las conductas autolesivas suelen ocurrir en privado, puede resultar difícil el poder determinar si una persona realmente realiza dichos actos o no. Sin embargo, existen algunas señales de advertencia que pudieran presentarse e indicar que un individuo tiene conductas autolesivas. Algunos ejemplos de estas señales incluyen los siguientes:

Síntomas del comportamiento:

  • Utilizar ropa que no sea apropiada para el clima (por ejemplo, utilizar pantalones y camisas de manga larga a pesar de que hace calor afuera)
  • Ausencias frecuentes de la escuela o del trabajo
  • Dejar de participar en actividades que anteriormente se disfrutaban
  • Aislarse de la familia y los amigos
  • Arrancarse las costras
  • Inventar excusas para las lesiones repetitivas

Síntomas físicos:

  • Rasguños
  • Raspaduras
  • Moretones
  • Cortaduras
  • Marcas de quemaduras
  • Huesos rotos
  • Secciones de cabello arrancado

Síntomas cognitivos:

  • Desrealización
  • Despersonalización
  • Incapacidad para controlar los impulsos
  • Afectación de la memoria
  • Dificultades para concentrarse
  • Pensamientos continuos y dominantes sobre el deseo de lesionarse a sí mismo

Síntomas psicosociales:

  • Sentimientos de culpa y vergüenza
  • Sentimientos de desesperanza
  • Sentimientos de impotencia
  • Sentimientos de inutilidad
  • Sentimientos de soledad
  • Niveles de ansiedad excesivos
  • Aumento en los sentimientos de depresión
  • Inestabilidad emocional
  • Insensibilidad emocional

Si usted piensa que está teniendo una crisis o si tiene pensamientos de lastimarse a sí mismo o a otras personas, por favor llame al 9-1-1 o acuda de inmediato a la sala de emergencias más cercana.

Efectos de la Autolesivas

La participación en conductas autolesivas invariablemente hará que los individuos sean susceptibles de experimentar varias consecuencias adversas. Dependiendo del método utilizado para lesionarse a uno mismo, existe una amplia gama de efectos físicos que pueden resultar. Algunos ejemplos de estos efectos físicos incluyen los siguientes:

  • Daños permanentes en los tejidos
  • Aparición de debilidad permanente en ciertas partes del cuerpo
  • Aparición de entumecimiento permanente en ciertas partes del cuerpo
  • Anemia
  • Desarrollo de infecciones
  • Cicatrices
  • Daños en los nervios
  • Hemorragias
  • Huesos que no sanan adecuadamente
  • Daños en los órganos vitales
  • Muerte accidental y prematura

Además de las consecuencias físicas negativas que pueden resultar de las conductas autolesivas, también pueden presentarse los siguientes efectos a largo plazo:

  • Aislamiento social y retraimiento
  • Sentimientos generalizados de culpa, vergüenza y/o disgusto con uno mismo
  • Desarrollo de una adicción a las drogas y/o al alcohol
  • Discordia familiar
  • Afectación de las relaciones interpersonales
  • Reducción persistente del sentido de la autoestima y la autovaloración
  • Disminución en la capacidad de funcionamiento ocupacional, conllevando a la pérdida del empleo
  • Disminución en la capacidad de funcionamiento académico, conllevando al fracaso académico

Trastornos Simultáneos

Es probable que los individuos que presenten conductas autolesivas sufran de un padecimiento de salud mental que ha provocado la angustia emocional que conduce a la aparición de este tipo de comportamientos perjudiciales. Los trastornos que comúnmente presentan síntomas de conductas autolesivas incluyen los siguientes:

  • Trastornos depresivos
  • Trastorno bipolar
  • Trastorno de ansiedad generalizada
  • Trastorno obsesivo-compulsivo
  • Trastorno de pánico
  • Trastorno de ansiedad social
  • Trastorno de estrés postraumático
  • Trastornos de la alimentación
  • Trastorno esquizoafectivo
  • Esquizofrenia

Sin el Hospital San Juan Capestrano no hubiese podido superar mi tristeza. ¡Me encuentro eternamente agradecida por su ayuda!

– Isabella R.