Precauciones adicionales que tomaremos en respuesta al coronavirus
Mientras continúan las actualizaciones sobre el impacto del coronavirus, queremos tomarnos un momento para informarle sobre nuestra decisión de implementar medidas preventivas más estrictas en el Hospital San Juan Capestrano con el fin de mantener a salvo a nuestros pacientes/clientes/invitados, sus familias y nuestros empleados. Todos los esfuerzos están guiados por y en cumplimiento de las recomendaciones distribuidas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Tenga en cuenta que, por la seguridad de nuestros pacientes, de sus familias y de nuestro personal, ya no se permiten visitas en el Hospital San Juan Capestrano.

  • Esta restricción ha sido implementada de conformidad con las regulaciones corporativas y estatales vigentes para reducir aún más los riesgos asociados con el COVID-19.
  • Por ahora se están investigando métodos alternativos de comunicación, incluyendo la telesalud, que se podrán ofrecer cuando se considere clínicamente apropiado.

Para información específica relacionada con estos cambios y limitaciones, por favor contáctenos directamente.

Monitoreamos las actualizaciones de los CDC constantemente para garantizar que todas las pautas que seguimos sean con base en la información más reciente.

  • Todo el personal ha recibido capacitación en prevención y control de infecciones.
  • Se han brindado pautas exhaustivas de desinfección e higiene.
  • Los suministros para el cuidado del paciente, como mascarillas y desinfectante para manos, están siendo monitoreados y utilizados.
  • Se han revisado los contratos de servicios de limpieza para obtener ayuda adicional.
  • Los artículos del equipo de protección personal se revisan periódicamente para garantizar que su almacenamiento sea adecuado y seguro.
  • Se han mejorado los protocolos de detección.
  • Los carteles informativos de los CDC están exhibidos para proporcionar recordatorios importantes sobre los procedimientos adecuados de prevención de infecciones.
  • Hemos establecido una comunicación permanente con nuestro departamento de salud local para recibir importantes actualizaciones específicas para esta comunidad.

La seguridad de nuestros pacientes, sus familias y nuestros empleados es nuestra principal prioridad, y seguiremos firmes en nuestros esfuerzos para reducir cualquier riesgo asociado al COVID-19.

Los CDC han emitido una lista de consejos fáciles que pueden ayudar a prevenir la propagación del coronavirus.

  • Evite el contacto cercano con personas que estén enfermas.
  • Cubra su tos o estornudos con un pañuelo desechable y luego tírelo inmediatamente.
  • Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca.
  • Limpie y desinfecte los objetos y las superficies que tocan con frecuencia.
  • Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón durante al menos 20 segundos.
  • Si está enfermo, quédese en casa, a menos que necesite recibir atención médica.

Para información detallada sobre el COVID-19, visite https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/index.html

Admisiones

Cualquiera que sean tus necesidades o las de tus seres queridos, el personal de San Juan Capestrano desea ayudarte. Nuestro equipo de expertos está disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana, para atender a toda persona, en cualquier momento.

Con el fin de ayudar a los posibles pacientes a obtener los servicios que necesitan en el menor tiempo posible y de la manera más eficiente, el Hospital San Juan Capestrano hace que el proceso de admisión sea lo más simplificado posible. Disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana, se puede comunicar con nuestro personal de admisiones para una evaluación simplemente al entrar en nuestro hospital y solicitarla o llamando de antemano a nuestra Línea de Acceso para programar una evaluación y recibir una breve orientación sobre el proceso de admisiones.

Los criterios de admisión para el Hospital San Juan Capestrano incluyen lo siguiente:

  • Personas que están en peligro de hacerse daño a sí mismos o a los demás.
  • Las personas que presentan disfunción psicosocial grave que requieren y se espera que respondan a intervención terapéutica.
  • Aquellos que han intentado suicidarse en las últimas 24 horas.
  • Las personas que actualmente están luchando contra ideas de un plan de suicidio y tienen los medios que podrían presentar un peligro inminente para sí mismos.
  • Aquellos que tienen una historia reciente de automutilación, conducta de tomar riesgos significativos o bajo control de impulsos que podría resultar en un peligro para sí mismo o para otros.
  • Las personas que recientemente han hecho amenazas o han tenido comportamientos agresivos dentro de las últimas 24 horas con el riesgo de aumentar o repetir en un futuro cercano dichas amenazas o comportamientos.
  • Los individuos con conducta desordenada, agitación psicomotora o retraso que interfiera con las actividades diarias de la persona de tal manera que el paciente no pueda estar con un nivel de cuidado menos restrictivo.
  • Aquellos que están experimentando desorientación o deterioro de la memoria lo cual pone en peligro el bienestar del paciente u otras personas.
  • Los que no pueden mantener una nutrición adecuada, condiciones de vida u otras actividades esenciales de autocuidado debido a un trastorno psiquiátrico y carecen del apoyo de otros para mantener tales necesidades.
  • Las personas que han tenido la experiencia de efectos secundarios atípicos graves o que amenazan la vida a causa del uso de sustancias tales como medicamentos, drogas o alcohol.

A su llegada al Hospital San Juan Capestrano, y después de ser recibido por el personal de la recepción, un evaluador clínico altamente experimentado se reunirá con el posible paciente de manera privada, segura y confidencial e iniciará el proceso de clasificación y evaluación de los criterios antes mencionados. Un breve proceso de evaluación y selección se llevará a cabo para determinar inicialmente las necesidades del posible paciente y para abordar cualquier problema urgente e inmediato. Después, un médico entrevistará al posible paciente y llevará a cabo una evaluación psiquiátrica completa preliminar y la valoración del estado mental, además de una evaluación física. Esto le ayudará a determinar el nivel adecuado de la atención que se necesita.

Los resultados de estas evaluaciones serán discutidos con uno de nuestros psiquiatras experimentados, quien determinará el nivel de la atención requerida. Si se recomienda una admisión a nuestro hospital, se darán las órdenes de ingreso por parte del psiquiatra de turno y el evaluador clínico continuará con el proceso de orientación y admisión. Una vez completada, la planificación del tratamiento comenzará.

Aunque tenía miedo de pedir ayuda por mi ansiedad, ir al Hospital San Juan Capestrano fue la mejor decisión que tomé para mejorar mi salud.

– Sofia H.