Precauciones adicionales que tomaremos en respuesta al coronavirus
Mientras continúan las actualizaciones sobre el impacto del coronavirus, queremos tomarnos un momento para informarle sobre nuestra decisión de implementar medidas preventivas más estrictas en el Hospital San Juan Capestrano con el fin de mantener a salvo a nuestros pacientes/clientes/invitados, sus familias y nuestros empleados. Todos los esfuerzos están guiados por y en cumplimiento de las recomendaciones distribuidas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Tenga en cuenta que, por la seguridad de nuestros pacientes, de sus familias y de nuestro personal, ya no se permiten visitas en el Hospital San Juan Capestrano.

  • Esta restricción ha sido implementada de conformidad con las regulaciones corporativas y estatales vigentes para reducir aún más los riesgos asociados con el COVID-19.
  • Por ahora se están investigando métodos alternativos de comunicación, incluyendo la telesalud, que se podrán ofrecer cuando se considere clínicamente apropiado.

Para información específica relacionada con estos cambios y limitaciones, por favor contáctenos directamente.

Monitoreamos las actualizaciones de los CDC constantemente para garantizar que todas las pautas que seguimos sean con base en la información más reciente.

  • Todo el personal ha recibido capacitación en prevención y control de infecciones.
  • Se han brindado pautas exhaustivas de desinfección e higiene.
  • Los suministros para el cuidado del paciente, como mascarillas y desinfectante para manos, están siendo monitoreados y utilizados.
  • Se han revisado los contratos de servicios de limpieza para obtener ayuda adicional.
  • Los artículos del equipo de protección personal se revisan periódicamente para garantizar que su almacenamiento sea adecuado y seguro.
  • Se han mejorado los protocolos de detección.
  • Los carteles informativos de los CDC están exhibidos para proporcionar recordatorios importantes sobre los procedimientos adecuados de prevención de infecciones.
  • Hemos establecido una comunicación permanente con nuestro departamento de salud local para recibir importantes actualizaciones específicas para esta comunidad.

La seguridad de nuestros pacientes, sus familias y nuestros empleados es nuestra principal prioridad, y seguiremos firmes en nuestros esfuerzos para reducir cualquier riesgo asociado al COVID-19.

Los CDC han emitido una lista de consejos fáciles que pueden ayudar a prevenir la propagación del coronavirus.

  • Evite el contacto cercano con personas que estén enfermas.
  • Cubra su tos o estornudos con un pañuelo desechable y luego tírelo inmediatamente.
  • Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca.
  • Limpie y desinfecte los objetos y las superficies que tocan con frecuencia.
  • Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón durante al menos 20 segundos.
  • Si está enfermo, quédese en casa, a menos que necesite recibir atención médica.

Para información detallada sobre el COVID-19, visite https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/index.html

Signos y Síntomas de la Adicción a las Drogas y el Alcohol

Podemos ayudar a que tanto adolescentes como adultos se recuperen de sus condiciones emocionales, psiquiátricas o adictivas, brindándoles la confianza que necesitan para tener un futuro con esperanza.

Entender la Abuso de Sustancias

El abuso de sustancias puede definirse como el uso excesivo de sustancias con el fin de experimentar resultados que alteran la mente y el estado de ánimo. El uso de estas sustancias de manera excesiva causa la activación directa del sistema de recompensa del cerebro. Esta activación es tan potente que inhibe la capacidad de enfocarnos en las cosas que normalmente nos enfocamos, lo que a fin de cuentas puede resultar en alteraciones significativas en la vida cotidiana de una persona. Después de un uso prolongado, los individuos suelen desarrollar una dependencia a estas sustancias como resultado de las alteraciones químicas que ocurren en su cerebro como resultado directo de haberlas utilizado. Estas alteraciones impiden que el adicto pueda suspender el uso de las sustancias.

Algunas de las sustancias que suelen ser objeto de abuso incluyen el alcohol, la marihuana, los narcóticos y los opiáceos (incluyendo heroína y analgésicos disponibles con prescripción), los estimulantes (incluyendo cocaína, metanfetaminas y anfetaminas disponibles con prescripción, tales como Adderall), los alucinógenos (incluyendo ecstasy, LSD y PCP) y los agentes depresores del sistema nervioso central (incluyendo tranquilizantes, benzodiazepinas y barbitúricos).

Causas y Factores de Riesgo del Abuso de Sustancias

No existe una causa específica que haya sido identificada como la única razón por la cual algunas personas desarrollan adicciones a las sustancias, sino que se cree que es una combinación de distintos factores. A continuación se describen brevemente dichos factores:

Factores genéticos: Los estudios han demostrado que la adicción a las sustancias tiende a ocurrir en integrantes de la misma familia, lo que conlleva a la conclusión de que existe un fuerte vínculo genético en el desarrollo de la adicción y el abuso de las drogas y/o el alcohol. Las personas con parientes de primer grado (tales como hermanos o padres biológicos) que han luchado contra la adicción a cualquier tipo de sustancia enfrentan un mayor riesgo de desarrollar una adicción.

Factores físicos: La composición química de las drogas y el alcohol tiene un efecto en el sistema de comunicación del cerebro y causa trastornos en la manera en que las células normalmente procesan la información. Mientras más tiempo dure el abuso de la sustancia, más probable será que esto cause un daño duradero en la composición de este sistema de comunicación, conllevando a una dependencia física.

Factores ambientales: Muchos especialistas en adicciones y profesionistas de salud mental consideran que los factores ambientales pueden determinar si una persona desarrollará o no una adicción a las drogas y/o al alcohol. Por ejemplo, los individuos que experimentan un estrés crónico en sus vidas diarias pueden obtener una sensación de alivio al utilizar las drogas. Adicionalmente, las personas que han sido víctimas de un abuso físico y/o sexual pueden desarrollar una dependencia a estas sustancias, ya que esto ayuda a insensibilizarlas ante los recuerdos de las experiencias negativas que sufrieron.

Factores de Riesgo:

  • Antecedentes familiares de problemas de abuso de sustancias
  • Antecedentes familiares de enfermedades mentales
  • Antecedentes personales de enfermedades mentales
  • Baja autoestima
  • Poco autocontrol
  • Bajo estatus socioeconómico
  • Presión de los compañeros/del grupo
  • Niveles elevados de estrés
  • Ser víctima de abandono o abuso físico, sexual y/o emocional
  • Falta de participación de los padres
  • Exposición a la violencia y/o al crimen
  • Ambiente caótico en el hogar

Indicios y Síntomas del Abuso de Sustancias

Los indicios y síntomas que pudieran indicar que una persona tiene un problema con el abuso de sustancias varían considerablemente dependiendo del tipo de sustancia en cuestión, la frecuencia del abuso y el periodo de tiempo durante el cual la persona ha abusado de la sustancia. Algunos ejemplos de los distintos síntomas que pudieran indicar que una persona abusa de las drogas pueden incluir:

Síntomas del comportamiento:

  • Cambios en el grupo de compañeros
  • Dejar de participar en actividades que anteriormente se disfrutaban
  • Periodos aleatorios de aletargamiento extremo
  • Periodos aleatorios de hiperactividad extrema
  • Aislamiento social
  • Participación en conductas imprudentes
  • Trastornos en las relaciones personales
  • Modo de hablar excesivamente rápido o lento

Síntomas físicos:

  • Cambios en los patrones de alimentación
  • Cambios en los patrones del sueño
  • Náusea y vómito
  • Visión distorsionada
  • Dolores de cabeza
  • Tensión muscular
  • Diarrea
  • Afectación de la coordinación

Síntomas cognitivos:

  • Estados de percepción alterados
  • Desorientación
  • Dificultades para concentrarse
  • Confusión
  • Afectación de la memoria
  • Paranoia

Síntomas psicosociales:

  • Cambios en el estado de ánimo
  • Irritabilidad excesiva
  • Agitación excesiva
  • Niveles de ansiedad elevados
  • Niveles de depresión elevados
  • Disminución en el interés por las cosas que anteriormente eran interesantes
  • Ideas suicidas

Efectos del Abuso de Sustancias

Como se mencionó al describir los indicios y síntomas, los efectos a largo plazo del abuso de sustancias varían dependiendo del tipo de sustancia en cuestión y de la duración y la frecuencia de uso. Los efectos más comunes que resultan del abuso de las drogas y/o el alcohol pueden incluir:

  • Deterioro de la salud mental en general
  • Desnutrición
  • Insomnio o hipersomnia
  • Colapso de las venas
  • Afectaciones cognitivas irreversibles
  • Pérdida de la memoria
  • Contraer virus como el VIH/SIDA
  • Ataques
  • Estado de coma
  • Infartos
  • Pensamientos y comportamientos suicidas
  • Sobredosis no intencional
  • Muerte

Trastornos Concurrentes

Muchos individuos que luchan con una dependencia a los químicos también sufren de otros problemas de salud mental. Algunos de los trastornos más comunes que suelen ocurrir conjuntamente con el abuso de sustancias pueden incluir:

  • Trastorno bipolar
  • Trastornos de ansiedad
  • Trastornos depresivos
  • Trastorno de estrés postraumático
  • Trastorno esquizoafectivo
  • Esquizofrenia
  • Trastorno de déficit de atención/hiperactividad
  • Abuso de múltiples sustancias

Efectos de Privación y Sobredosificación

Cuando las personas tienen una adicción o dependencia a una sustancia y dejan de utilizarla repentinamente, es muy probable que sufran de síntomas desagradables durante el periodo de privación. Dependiendo de la sustancia utilizada, los síntomas de privación pueden variar de leves a muy severos. Los siguientes son algunos ejemplos de los efectos que puede provocar la privación en una persona:

  • Ansias o deseos intensos
  • Náusea y vómito
  • Agitación
  • Depresión
  • Ansiedad
  • Pánico
  • Piel pálida y pegajosa
  • Bochornos y escalofríos
  • Temblorosidad
  • Sudoración excesiva
  • Dolor en los músculos y los huesos
  • Psicosis
  • Paranoia

Desafortunadamente, no es raro que las personas con una dependencia a las drogas y/o al alcohol sufran de una sobredosis de la sustancia que están utilizando. Conforme aumenta el tiempo de uso de la sustancia, mayor es la tolerancia de la persona a dicha sustancia. Como resultado de esto, muchas personas sienten la necesidad de incrementar continuamente la cantidad utilizada para recibir los mismos efectos placenteros. Este incremento puede ocasionar que la persona tome una cantidad mayor a la que puede tolerar su cuerpo, lo que resulta en una sobredosis.

Al igual que la privación, los síntomas de una sobredosis varían dependiendo de la sustancia utilizada. Algunos ejemplos de los indicios que pudieran indicar una sobredosis pueden incluir:

  • Respiración errática
  • Escalofríos o sudoración abundante
  • Comportamiento psicótico agudo
  • Dolor o tirantez en el pecho
  • Mareo
  • Confusión
  • Pérdida del conocimiento
  • Falta de respuesta
  • Ataques
  • Infartos
  • Insuficiencia cardiaca repentina

La sobredosificación de cualquier sustancia debe considerarse como una emergencia médica y la persona debe recibir un tratamiento inmediato para evitar una posible muerte.

El Hospital San Juan Capestrano me enseñó técnicas que necesitaba para poder vivir una vida sana, sin adicción.

– Carlos D.