Tratamiento del Trastorno Obsesivo Compulsivo

Hay una serie de condiciones de salud mental que, cuando están presentes, pueden causar mucha confusión en las vidas de aquellos a quienes afecta. El trastorno obsesivo-compulsivo, más comúnmente conocido como TOC, es uno de esos problemas de salud mental que pueden causar devastación en las vidas de aquellos que están sometidos a sus síntomas. Para las personas con TOC, sus días están llenos de pensamientos obsesivos y comportamientos compulsivos que pueden llegar a ser tan abrumadores y consumidores que repercuten negativamente en su capacidad para cumplir incluso las tareas más comunes. En el Hospital San Juan Capestrano, reconocemos y aceptamos lo extremadamente difícil que la vida puede parecer para las personas que tienen el trastorno obsesivo-compulsivo, ya que son incapaces de escapar de la trampa de sus propias mentes. La impotencia que estas personas sienten puede ser debilitante y puede dejarlas sintiéndose sin esperanza por su futuro. Pero la vida no tiene por qué seguir siendo así. Con el tratamiento adecuado, los síntomas del TOC se pueden superar con éxito.

Desde su creación en 1988, el Hospital San Juan Capestrano, un centro psiquiátrico privado que cuenta con 172 camas, ha sido uno de los principales proveedores de tratamiento de salud mental en Puerto Rico. Nuestro equipo de tratamiento multidisciplinario se compone de profesionales de salud mental atentos, compasivos, especializados en trastornos del ánimo, que comprenden que cada persona tiene necesidades y fortalezas únicas. Estamos orgullosos de ofrecer la más alta calidad de servicios y atención individualizada que ayudan a nuestros pacientes a regresar a su vida diaria con una mayor sensación de bienestar emocional y físico.

Si tú, un amigo o un ser querido están luchando con los síntomas de una condición de salud mental, como el trastorno obsesivo compulsivo o un problema de abuso de sustancias, venga hoy al Hospital San Juan Capestrano.

obtener ayuda confidencial ahora: 888.967.4357 Email Us

Cómo Ayudar a un Ser Querido o a un Familiar a Obtener Tratamiento

Tener un familiar o ser querido que sufre de TOC puede ser muy angustiante a medida que se le ve participar en conductas que son desconcertantes y que parecen ajenas a uno. Su ser querido puede presentar conductas ritualistas que parecen sin sentido o demuestran preocupaciones irracionales por cosas tales como la simetría o la limpieza y que son tan profundas que le provocan una incapacidad para funcionar adecuadamente a diario. Su ser querido también puede presentar síntomas de angustia severa sobre la existencia de pensamientos e inquietudes que es incapaz de sobre llevar. Usted quiere ayudar a su ser querido, pero se puede estar sintiendo inseguro sobre lo que puede hacer. Las siguientes son algunas sugerencias de formas en las que usted puede ofrecer apoyo:

  • Infórmese sobre el trastorno obsesivo-compulsivo. Al tener una comprensión de esta enfermedad, usted será capaz de expresar más empatía hacia su ser querido.
  • Proporcione a su ser querido la oportunidad de expresar plenamente lo que está experimentando. Con el simple hecho de tener un foro abierto para hablar de su angustia, su ser querido puede descubrir alguna sensación de alivio porque así se sentirá menos solo.
  • Investigue las distintas opciones de tratamiento que están disponibles para aquellos que sufren de TOC. Discuta estas opciones con su ser querido para ver qué tipo de tratamiento se adapta mejor a sus necesidades específicas.
  • Ofrézcase para acompañar a su ser querido a alguna de las citas para las evaluaciones con los profesionales de salud mental que pueden ser programadas.
  • Permanezca brindando un apoyo incondicional durante todo el proceso de tratamiento. Mientras más involucrado esté, mayores serán las posibilidades para que su ser querido tenga éxito.

Por Qué Considerar el Tratamiento en el Hospital de San Juan Capestrano

Ir por la vida asediado por los síntomas del TOC puede no sólo ser devastador para las víctimas, sino además desmoralizante. Puede dificultar su capacidad para desempeñarse adecuadamente en el trabajo o en la escuela. Puede provocar sentimientos de soledad, lo que resulta en el deseo de aislarse. Las relaciones pueden llegar a ser perturbadoras. Las actividades que antes disfrutaba pueden empezar a parecer problemáticas. En algunos casos, las personas con trastorno obsesivo-compulsivo pueden comenzar a experimentar ideas suicidas, ya que se sienten sin esperanza de encontrar alguna vez el alivio de sus síntomas. Pero aunque se sientan como que no hay fin a su sufrimiento, claro que lo puede haber.

Los programas de tratamiento para pacientes hospitalizados le brindan a aquellos que luchan contra los síntomas del trastorno obsesivo-compulsivo, el ambiente ideal para comenzar a recibir el tratamiento intensivo que necesitan. Cuando las personas entran en un programa de hospitalización, se les ofrece inmediatamente la oportunidad de alejarse del estrés de la vida cotidiana; de tensiones que pueden iniciar o exacerbar sus síntomas. En este entorno, estas personas son capaces de centrarse únicamente en derrotar su angustia y volver a estar bien. Con el apoyo de profesionales de salud mental, así como el apoyo de los compañeros que se enfrentan a luchas similares, las personas con TOC pueden desarrollar las destrezas que necesitan para manejar y finalmente superar sus síntomas debilitantes. En este ambiente seguro, cómodo y confidencial, la batalla contra el trastorno obsesivo-compulsivo se puede combatir y ganar.

Si tiene pensamientos sobre hacerse daño a usted mismo o a otra persona, llame ahora al 911 o vaya a la sala de emergencia más cercana inmediatamente. 

Tipos de Tratamiento Ofrecidos en el Hospital San Juan Capestrano

En el Hospital San Juan Capestrano creemos totalmente en la idea de que cada paciente debe tener un tratamiento individualizado que satisfaga cada una de sus necesidades. Por esta razón, proporcionamos a cada paciente que acude a nosotros y que lucha con los síntomas devastadores del trastorno obsesivo-compulsivo, con planes individualizados de tratamiento que son distintos para adolescentes, adultos y personas de la tercera edad que acuden a nosotros para obtener servicios de salud mental. Estos planes detallan los cursos de tratamiento específicos en que los pacientes participan e incluyen recomendaciones de cuidado posterior consideradas por nuestro personal para proveerle a cada paciente una completa continuidad en la atención. La planificación del tratamiento se inicia durante el momento de la evaluación y puede ser alterada si surgen problemas adicionales durante el curso del tratamiento en nuestro hospital.

Con el fin de satisfacer las diversas necesidades de las personas que sufren de trastorno obsesivo-compulsivo, así como el posible problema concomitante de la dependencia a sustancias químicas, el Hospital San Juan Capestrano se complace en ofrecer diferentes niveles de atención y opciones de programación especializadas. Nuestro hospital cuenta con programas de hospitalización separados para adultos y adolescentes que tratan una gran variedad de condiciones de salud mental, incluyendo el trastorno bipolar. El nivel de atención más adecuado para un paciente se decide durante la evaluación psiquiátrica inicial en la que se evalúan las necesidades del paciente, se lleva a cabo un examen físico y se administra una evaluación del estado mental con el fin de determinar qué programa producirá los resultados de tratamiento más favorables para cualquier paciente determinado.

Una vez admitidos en uno de nuestros programas, los pacientes que luchan con el TOC tienen la capacidad de participar en una serie de intervenciones terapéuticas y modalidades de tratamiento. Estos métodos se centran en técnicas y principios basados en la evidencia, incluyendo la terapia cognitivo conductual, la terapia conductual dialéctica, y el modelo de 12 pasos para la recuperación de las personas que están luchando con problemas de abuso de sustancias, además de los síntomas angustiantes de trastorno obsesivo-compulsivo. Los siguientes métodos para el cuidado son los que se utilizan principalmente en el Hospital San Juan Capestrano y se implementan de manera que los pacientes puedan encontrar alivio a las preocupaciones que surgen como resultado de la presencia de TOC:

Desintoxicación médica: Para aquellos que están luchando contra un problema de dependencia a sustancias químicas, además de un trastorno obsesivo-compulsivo, el Hospital San Juan Capestrano ofrece servicios de desintoxicación bajo supervisión médica y que están destinados a ayudar a los adultos, de 18 años en adelante, a abstenerse de las sustancias de la manera más eficaz y segura posible. Estos servicios son supervisados ​​por profesionales médicos que tienen experiencia en hacer que el proceso de abstinencia sea tan cómodo como sea posible, para que los pacientes puedan participar en las intervenciones terapéuticas con especialistas en adicciones que pueden ayudarlos a alcanzar la cura permanente y una recuperación completa de la adicción.

Administración de medicamentos: La aplicación de medicamentos psicotrópicos es a menudo un elemento beneficioso para el tratamiento completo y exitoso de los síntomas angustiantes del trastorno obsesivo-compulsivo. Sin embargo, la necesidad de tales medicamentos se determinará de acuerdo a cada caso. Nuestros psiquiatras calificados determinarán las necesidades de medicaciones individuales de cada paciente, prescribiendo los medicamentos apropiados, y monitoreando la eficacia terapéutica de los medicamentos.

Terapia individual: Todos los pacientes que participan en nuestros programas de hospitalización para el TOC participan en sesiones de terapia individual cuatro veces por semana. La terapia individual es un método de tratamiento que está diseñado para proporcionar a los pacientes la oportunidad de procesar las emociones y pensamientos de uno en uno con un miembro de nuestro personal. Para aquellos que están luchando con el trastorno obsesivo-compulsivo, este puede ser el mejor momento para reflexionar sobre los procesos de pensamiento contraproducentes y practicar el manejo de la conducta. Esto también puede ser la oportunidad para que las personas discutan cualquier inquietud que puedan tener, así como para la verificación de los objetivos del tratamiento.

Terapia de grupo: El Hospital San Juan Capestrano cuenta con una serie de oportunidades de terapia de grupo para pacientes con trastorno bipolar que les ofrece la oportunidad de encontrar apoyo en los demás y en perfeccionar las destrezas que se han aprendido. Estas sesiones pueden ser especialmente beneficiosas para las personas que están luchando con los síntomas angustiantes del trastorno obsesivo-compulsivo, ya que pueden proporcionarles la sensación de comodidad que viene con saber que no están solos en sus luchas. Algunos de los temas tratados en estos grupos incluyen técnicas para controlar el estrés, cómo mejorar la comunicación, el aprendizaje y la aplicación de métodos de adaptación saludables, cómo mejorar la autoestima, lidiar con el dolor y la pérdida, y cómo continuar después del trauma. Estos grupos se ofrecen varias veces por semana para maximizar los beneficios del tratamiento ofrecido en un ambiente de grupo.

Terapia familiar: La terapia familiar se ofrece como un método de tratamiento durante la programación de la hospitalización para que nuestros pacientes puedan recibir un amplio apoyo de las personas que más cuidan de ellos. Durante las sesiones de terapia familiar, los pacientes y sus seres queridos pueden trabajar los conflictos y mejorar la comunicación con el fin de sanar y mejorar las relaciones familiares a través de la implementación de destrezas que pueden servir a una unidad familiar para toda la vida. Para los familiares de los pacientes con TOC, estas sesiones también pueden servir como un tiempo para obtener la educación sobre la enfermedad y aprender las mejores maneras de apoyar y ayudar a su ser querido.

También incluimos una serie de otras intervenciones terapéuticas como una manera de tratar en su totalidad a las personas que vienen a nuestro hospital para recibir atención. Especialmente para aquellos que se ven afectados por el TOC y requieren de apoyo o recursos adicionales, ofrecemos las siguientes intervenciones y temas de grupos que forman parte de nuestro tratamiento. Estas intervenciones han demostrado eficacia para ayudar a nuestros pacientes a que aprendan a manejar el estrés y la confusión, al mismo tiempo que adquieren las herramientas necesarias para gestionar con éxito los síntomas debilitantes por su condición de salud mental a la vez que hacen frente a otros problemas:

  • Técnicas de relajación
  • Terapia recreativa
  • Terapia ocupacional
  • Educación sobre el control de infecciones
  • Psicoeducación
  • Manejo de la ira
  • Manejo de problemas médicos
  • Manejo de crisis

Atención Continua y Niveles de Tratamiento

En el Hospital San Juan Capestrano, nos esforzamos por ofrecer los servicios más completos que incorporan la más alta calidad de atención posible para las personas que sufren de trastorno obsesivo-compulsivo. Para cumplir este objetivo, comenzamos la planificación del día que se le dará de alta del programa en el momento de la admisión y se cuenta con una serie de opciones de atención continua y diferentes niveles de tratamiento para que todas y cada una de las necesidades de nuestros pacientes se puedan tratar una vez que ya no se requiere un nivel de atención más elevado.

El Hospital San Juan Capestrano ofrece programas de hospitalización parcial para adolescentes y adultos. El programa de adolescentes atiende a jóvenes entre las edades de 13 y 17 años, y nuestro programa para adultos está diseñado para personas de 18 años o más que están luchando con problemas de salud mental, como el TOC.

Nuestro hospital también cuenta con un programa intensivo para adultos con problemas de abuso de sustancias para pacientes ambulatorios, de 18 años en adelante, que luchan contra el demonio de la adicción además del trastorno obsesivo-compulsivo. Este programa está diseñado para continuar el proceso de recuperación y ayudar a los pacientes a mantener la sobriedad después de completar los servicios de hospitalización.

Por último, el Hospital San Juan Capestrano ofrece servicios ambulatorios en once lugares diferentes de la isla, entre ellos San Juan, Hatillo, Mayagüez, Caguas, Humanao, Manatí, Condado, Carolina, Ponce, Bayamón y Guaynabo. La atención ambulatoria les permite a los pacientes procesar sus sentimientos y pensamientos con un profesional de salud mental semanalmente.

Sean cuales sean sus necesidades de salud mental, el personal del Hospital San Juan Capestrano se dedica a ayudar a aquellos a quienes cuya atención se ha confiado bajo nuestro cuidado para superar problemas de salud mental o de abuso de sustancias. Para las personas que luchan contra el trastorno obsesivo-compulsivo, vamos a poner todos los esfuerzos posibles para garantizar que la cura sea satisfactoria y duradera.

obtener ayuda confidencial ahora: 888.967.4357 Email Us